domingo, 13 de noviembre de 2011

A MI CELULAR AMADO (payada triste)

Recuerdo la vez primera
que te posaste en mi mano
paseamos por la vereda
cuando me llamó mi hermano.

Al recordar tu sonido
mi corazón se emociona
de musiquita te puse
un cuarteto de la Mona.

Te guarde fidelidad
ante modelos modernos
que salidos del infierno
me acosaron sin piedad.

Y con el correr del tiempo
fueron tantas las llamadas
que al final me parecía
que eras vos el que me hablaba.

Mi boca muy cerca tuyo
casi todo el tiempo estaba
finalmente te besé
cuando nadie nos miraba.

Hoy debo darte de baja
¡que caro me cuesta hablar!
mas nunca voy a olvidarte
mi querido celular.

domingo, 6 de noviembre de 2011

Consultorio Sentimental

Este del tipo que no se da por aludido es uno de mis chistes propios preferidos.